Flamencos

Flamencos

Los flamencos son una de las aves mas hermosas del mundo, al mismo tiempo que son de las más peculiares. Tener la suerte de verlos en persona genera un hermoso recuerdo sobre estos impresionantes animales, tan distribuidos por el mundo.

Es una ave con una envergadura y un tamaño grande. Totalmente inconfundibles por su color rosáceo que tienes. Existen varios mitos sobre este animal llamado decir que proviene del mismísimo ave fénix, del cual está recubierto de fuego incandescente puede morir apagando sus llamas y resucitando de sus propias cenizas, llegando a alcanzar esos colores rosaceos y rojizos en el pico como si de fuego se tratara. y no es que los flamencos están cubiertos de fuego pero es que donde viven si que puede llegar a ser un auténtico inferno.

¿Como es un flamenco?

Los flamencos son un géneros de aves neognatas de la familia Phoenisteridae. Son  aves que se distribuyen tanto por el hemisferio occidental como por el hemisferio oriental y una en el viejo mundo. Tienen cráneo desmognato holorrino. con dieciséis a veinte vértebras cervicales y pie anisodactylus.

Los flamencos pueden llegar a medir 120 cm de longitud, alcanzando una envergadura alar de 140 cm.  Su cabeza es pequeña, fusiforme y parece más grande por su enorme pico, semi inclinado. Este pico cuenta el ave con unos canalículos letales que servir como colador para que el ave pueda obtener su alimento natural: Zooplancton, Su cuello es largo y pueden controlarlo a voluntad, lo que les permite lograr unas posturas muy elegantes.

¿Cuanto tiempo puede vivir un flamenco?

La especie de los flamencos es considerada de larga vida no puede vivir tanto como un loro o un guacamayo, pero la media de estos animales es libertad  suele oscilar entre los 25-30 años de media.

Flamencos 1

Sin embargo, los flamencos que viven en los zoológicos han llegado a superar los 50 años gracias a los cuidados que reciben, así como por no estar en contacto con bacterias y otros agentes dañinos que pueda perjudicar su salud.

¿Es posible tener un flamenco como mascota?

Aunque resulte un animal impresionante y el que mucha gente le gustaría tener en su jardín, luciendolo es un estanque, es imposible tener uno de estos animales.

Flamencos 2

Para empezar, está prohibido por ley tener un flamenco como ave doméstica. Segundo, se precisa de mucho terreno, y que este cuente con todo lo que el flamenco pueda precisar para sobrevivir. Por último, es un ave que precisa de cuidados muy específicos, a los que no todo el mundo tiene acceso.

¿Por qué los flamencos tiene esa coloración tan peculiar?

Si hay algo que haga que un flamenco destaque sobre todas las demás aves, es su peculiar y curiosa coloración de color rosa. Pero,.¿a qué se debe que tenga esas plumas rosas tan brillantes?

La razón es simple: Las algas forman de su dieta diaria, y estas contiene una gran cantidad de pigmentos carotenoides. gracias a esto, sus plumas consiguen ese tono rosa luminoso, lo que significa que el flamenco se alimenta bien y es saludable. Además, dentro de su familia, un flamenco más rosado siempre es más deseable como pareja.

Flamencos 3

En cambio, en el caso de que un flamenco adulto tenga las plumas blancas o pálidas significa que está enfermo o que no ha comido lo suficiente. Solo cuando son pequeños tiene el cuervo cubierto de plumas blancas o grises.

¿cual es el comportamiento de los flamencos?

Los flamencos son animales muy sociables por lo que usted los encontrará en grandes grupos. Estos grupos son conocidos como colonias y pueden tener de 50 a 20.000 miembros, a su vez pequeños subgrupos se forman dentro de ellos.

Flamencos 4

Cuando están en zoológicos u otro tipo de cautiverio, por lo general los grupos no exceden los 350. Es común encontrar en estas instituciones colonias de aproximadamente 71. Son tan pequeñas por problemas de presupuesto o simplemente para dejar espacio para las nuevas crías. Si llegaran a superpoblar estos espacios limitados podría surgir un gran problema.

interesante para destacar es que varias especies diferentes de flamencos pueden vivir en la misma zona del cautiverio. Esto parece indicar que la vida social se les da bien, algo muy diferente al comportamiento instintivo de otros animales. En la naturaleza tienden a permanecer separados debido a los tipos de alimentos que pueden consumir.

Estas aves se comunican por diferentes gestos. Observar estos comportamientos puede resultar divertido. Un ejemplo es en el abanderamiento del jefe, el que estira el cuello hacia atrás, lo levanta y luego gira de un lado a otro para demostrar su primacía. El saludo del ala es una forma de interacción amistosa entre ellos y es la mejor oportunidad para ver los magníficos colores de sus plumas.  Cuando están en el ritual del cortejo también giran hacia varios lados y se acicalan las plumas. Este movimiento se hace tan rápido que parece que se están picoteando.

Flamencos 5

Marchar es también una conducta común entre ellos.  Por un tiempo lo harán en una dirección y luego rápidamente se irán hacia otro lado. Es fascinante ver la sincronía y frecuencia con que lo hacen.

Cuando un flamenco no está involucrado en alguna de estas actividades de grupo, es probable que esté alimentándose o acicalándose. Pasan mucho tiempo comiendo, fundamentalmente de noche. Acicalándose las plumas pueden pasar hasta el 25% del día. Para ello se valen de una glándula que segrega aceite y le ordena las plumas. También pasan mucho tiempo nadando para mantenerse  limpios.

Los flamencos tienen los sentidos increíblemente desarrollados, especialmente el auditivo. Pueden escuchar los sonidos de una distancia muy larga. Los jóvenes son capaces de reconocer los sonidos de sus padres desde una edad muy temprana, y estos a sus hijos dentro de toda la colonia. Esto es importante para su comunicación. También tienen una buena visión, aunque no mejor que la de los seres humanos o suficientemente buena para volar de la forma adecuada o buscar alimento.

¿Qué es lo que comen los flamencos?

Los flamencos tienen una dieta muy completa. Su alimento principal son algas, pero también puede comer peces de diferentes tamaños y algunos crustáceos pequeños, como los cangrejos.

Para poder alimentarse, llenan su pico de agua y luego la expulsan, utilizando la lengua para retener todo lo que hayan podido atrapar. Alrededor de su pico cuenta con laminillas córneas, o láminas, con las que filtra el agua. Verlos alimentarse puede ser todo un espectaculo, ya que sumerge por completo la cabeza en el agua, agarran todo lo que puede con el pico y luego realizan el proceso de “colado” para retener en su boca el alimento y tragarlo.

En los ejemplares más jóvenes, este proceso de alimentación es aprendido por los jóvenes por su cuenta. Un flamenco puede pasar mucho tiempo del día alimentándose, aunque lo más normal es que lo hagan durante la noche.

Una gran peculiaridad sobre el proceso de alimentación de un flamenco no es solo que sea capaz de colar el agua, sino que además también son capaces de separar el barro del alimento que vaya a tomar, pudiendo comerlo totalmente limpio gracias a su fabuloso pico.

¿Y que como se reproducen los flamencos?

Alrededor de los 6 años de edad están listos para iniciar el apareamiento, el cual se llevará a cabo dentro de los miembros de su propia colonia. Los machos lo harán con diferentes hembras, similar a otros animales.  Primeramente efectuarán una especie de ritual de cortejo con el fin de encontrar a su compañero. Generalmente lo inician los machos. Si la primera hembra no queda impresionada entonces el macho tendrá que repetirlo hasta que logre emparejarse. Estos rituales de cortejo incluyen marchas, acicalamiento, giros de cabeza y mucho más.

Flamencos 6
Cría y reproducción del flamenco

Lo que es muy interesante para los investigadores es que los flamencos no se aparean anualmente, sino cuando llueve. Esto es debido a que la lluvia les ayuda a tener los suministros para la construcción de los nidos y los alimentos. Por tanto, cuando hay una sequía los flamencos son menos propensos a aparearse. Cuando el apareamiento va a tener lugar toda la colonia se involucra.

Una vez que se ha producido, el siguiente paso es la creación de nidos para poner los huevos. Para crearlos usan palos, piedras, barro e incluso plumas. Muchas veces parecen pequeños volcanes. Ambos padres ayudan a construirlo y pueden llegar a tener 12 pulgadas de alto. Es un trabajo tedioso que puede tomar hasta 6 semanas.

Flamencos 7
cría y reproducción del flamenco

No mucho tiempo después de que el nido se hace un huevo es depositado por la hembra. Los huevos son muy grandes y es raro que se deposite más de uno. Los padres se turnan para incubar y protegerlo después de que se encuentra en el nido. Esto tomará de 26 a 31 días hasta que las crías nazcan.

Los hijos tienen plumas de color gris o blanco, no rosado y rojo como la gente espera. Esta coloración se obtiene más tarde, aproximadamente 3 años, pues depende de la dieta.

Las crías permanecen en el nido durante una semana bajo el cuidado constante de sus propios padres. Aquí son alimentadas con leche de cultivos que viene desde el sistema digestivo superior de ambos padres. Tiene un tinte de color rojo oscuro y ofrece un gran suministro de grasa y proteína. A continuación, se unen a la colonia y un grupo de adultos atenderá a toda la descendencia.

Dado que el flamenco tiene pocos depredadores, los jóvenes suelen estar bastante seguros dentro de las colonias. Se les enseña a nadar y a cazar por los adultos en el grupo. A veces mueren por enfermedades y parásitos, e incluso pueden ser pisoteados , aunque su gran amenaza son los humanos, quienes siguen afectando sus hábitats y hacen que su supervivencia sea más difícil.

¿Por qué los flamencos duermen sobre una pata?

Está claro que si uno piensa en los flamencos, enseguida le vendrá el color rosa a la cabeza. Pero tienen otra característica que siempre los ha hecho muy especiales,  a la vez que curiosos: su costumbre de dormir sobre una sola pierna.

¿Alguna vez te has preguntado cómo es posible que un flamenco sea capaz de dormir sobre una sola pierna? ¿O pararse sobre una sola? De hecho, cada científico tiene su propia teoría sobre el motivo por el que hagan esto, pero un reciente estudio puede haber dado con la clave para explicar este hecho.

Sus patas son una parte muy importante de su cuerpo, y el estudio ha demostrado que los flamencos son animales que pueden mantener el equilibrio sin realizar apenas esfuerzo. Mientras que una persona precisa de los músculos de la columna, piernas, cuello… para lograr mantener el equilibrio, los flamencos no tienen este problema.

Para poder averiguar cómo lo hacían, el grupo de científicos utilizaron dos ejemplares muertos de un zoológico. Uno de ellos se puso sobre una pata con la ayuda de unas abrazaderas para comprobar si era capaz de mantener el equilibrio. Y lo fue. El otro cuerpo se utilizó para investigar los músculos de este y cómo actúan. Así pues, el grupo de científicos descubrió que los flamencos no sólo son capaces de mantener el equilibrio sobre una sola pierna de forma pasiva, sino que lo hacen gastando la misma energía que si usan las dos.

Pero, ¿cuál es el truco? Parece ser que todo el secreto está en el peso del pájaro. Cuando se pone sobre una pata, el flamenco bloquea las patas en una posición concreta. Para ello utiliza un conjunto de músculos y ligamentos que impiden el movimiento desestabilizador del animal, sin que este deba usar otro músculo, lo que se conoce como “aparato de parada”. Esto solo es posible cuando la pata del animal se encuentra por debajo de su cuerpo, adoptando dicha posición de manera natural. Gracias a esto, el flamenco no tiene que hacer un esfuerzo consciente para mantener el equilibrio, pues su pata está preparada para encargarse del trabajo.

Flamencos 8

La otra teoría que se baraja es la de la termorregulación. Cuando estamos en contacto con el agua, perdemos el calor corporal más rápidamente, hasta un 25 veces más deprisa según algunos expertos. Por ejemplo, si sumerges tu mano en agua, perderás tanto calor corporal como si estuvieras metido hasta el cuello. Por ello se estima que los flamencos sumergen una de sus patas en agua y la otra la mantienen al aire, para que así pueden ahorrar la pérdida de calor.

No son las únicas teorías que se barajan. Para otros, el uso de una sola pata, teniendo la otra plegada, puede ayudarles a reducir el esfuerzo del corazón para traer sangre de vuelta desde las partes inferiores. Otra propuesta es que el tener una sola pata a la vista serviría como un elemento de camuflaje, sobre todo cuando están descansando con el cuello encogido y la cabeza oculta entre el plumaje, lo que les da el aspecto de un arbusto rosa. Otra de las teorías más famosas es que durante la etapa de sueño estos duermen con la mitad del cerebro, como los leones marinos u otros tipos de aves, como las migratorias que pueden dormir mientras vuelan.

¿Cual es la situación actual de los flamencos?

Frente a la grave situación que viven otras aves, como algunas especies de búhos, águilas o colibríes, el flamenco no es una especie que se encuentre en peligro de extinción.

Las mayores colonias de estos animales viven muy lejos de actuación del hombre y la gente está mucho más concienciado con la perpetuación de esta especie que con la de otras aves. De hecho, cuando se construyen carreteras o caminos, se tiene mucho cuidado de no hacerlo cerca de los medios de vida de esta especie.

Otra gran muestra del cuidado de estas aves, aunque es algo muy raro que ocurra, es que cuando una persona compra un terreno, si en este habitan flamencos, es deber del propietario del terreno de hacerse cargo de ellos, algo que se cumple en más del 90% de los casos. Los que viven en los zoológicos también están muy bien cuidados y alimentados.

Muchos grupos han ayudado a que los flamencos puedan vivir en calma sin tener que preocuparse por la actuación del hombre, manteniendo a salvo su hábitat o dándoles todo lo que puedan necesitar para sobrevivir. Así como también se ocupan de ellos en el caso de que algún ejemplar esté herido, cuidándolo hasta que está totalmente recuperado.

¿Quieres saber más razones por las que no se puede tener un flamenco?

Si una persona ve que hay flamencos viviendo en uno de sus terrenos, en su laguna o en un jardín, tendrá que resignarse y dejarlos estar. Sin embargo, hay muchas razones por las que estas aves estarían mejor en su hábitat natural.

  • Para comenzar está el alimento. En la zona salvaje donde viven el alimento es abundante y se regenera rápidamente. Sin embargo, en un ambiente tan cerrado como un parque o un zoológico este escasea, y puede provocar que el animal muera de hambre.
  • El vivir en un ambiente diferente les afecta a su reproducción. Para su reproducción necesitan que llueva, especialmente para construir el nido con barro. En los lugares en los que hay poca lluvia rara vez se reproducen.
  • Aunque pueda parecer que en cautiverio pueda estar más seguro y libre de enfermedades, los flamencos en libertad saben muy bien cómo cuidarse de las bacterias y enfermedades. En cautiverio son pocas las personas que sabrían que hacer cuando un flamenco se pone enfermo.
  • En cautiverio cuentan con muy poco espacio para poder moverse con libertad. Aunque sean aves sociables, es normal que los jóvenes estén un poco alejados de sus padres. En caso contrario, estos podrían molestarse y volverse algo violentos.
  • Al no tener acceso a tanto alimento, y que puede que no sea de buena calidad, perderá la coloración rosada de sus alas y enfermerá.

Facebook Comments